martes, 22 de marzo de 2011

ACTUACIÓN "BOCHORNOSA" DE BELÉN JARILLO EN LOS CARNAVALES


El Partido Socialista de Tesorillo quiere mostrar un expreso rechazo ante la actitud adoptada por la Presidenta de la ELA, Belén Jarillo, en la inauguración de nuestros carnavales 2011.
Pensamos, en primer lugar, que los mítines políticos son para las campañas electorales. De ningún modo creemos que los asistentes al acto inaugural de una de nuestras fiestas más queridas y populares  nos mereciésemos escuchar como nuestra máxima representante local, en vez de limitarse a dar la bienvenida al carnaval y agradecer la masiva participación ciudadana, volvió a hacer gala de su falta de talante, de su soberbia y de su orgullo político faltando el respeto, de nuevo, a cualquier otra institución que no sea la propia ELA.
Fue bochornoso y humillante, y cualquiera que estuviese allí no puede más que ratificarlo, escuchar como la alcaldesa de nuestro pueblo insultaba a diestro y siniestro, no sólo a otros políticos o entidades sino al propio público e incluso a nuestra pregonera, que tuvimos que asistir estupefactos a un denigrante mitin que duró más de una hora, consiguiendo, por cierto, que los verdaderos protagonistas de la noche  (pregonera, chirigotas y comparsas) tuviesen que esperar hasta bien pasada la medianoche para comenzar sus actuaciones.
Seguimos pensando que el alcalde de un pueblo debe ser la persona que más tranquila y concentrada esté, pues sólo así podrá hacer frente a las necesidades de su localidad y de sus propios vecinos. No necesitamos una alcaldesa que muestre un nerviosismo tan latente y agresivo. Necesitamos gobernantes con la cabeza fría que den respuestas y soluciones a los problemas que tienen nuestros vecinos.
Sin entrar a valorar ni una sola de las frases de Belén Jarillo, lo único que rechazamos es la forma, el lugar y el momento. Para valorar la veracidad o falsedad de lo que dijo nuestra alcaldesa hay tiempo. Aunque siendo sinceros, esto ya se veía venir desde el momento que la pancarta que lucía en el escenario de Nuestros Carnavales, en vez de dar la bienvenida a las fiestas, hacía mención a las muertes en la carretera, nada más lejos de un acto sin escrúpulos y de falta de respeto a quienes de verdad pensamos en el carnaval como una gran fiesta tesorillera.
Por último, si nuestra alcaldesa quiere hacer política debería hacerlo en igualdad de condiciones, es decir, dejando que los demás grupos nos expresemos en las mismas condiciones, simplemente para conseguir un debate democrático que interese a la ciudadanía y donde podamos demostrar a los vecinos cada una de las falsedades que pronuncia en sus discursos vacíos de contenidos y de soluciones. Claro que para eso hace falta creer en la política como una herramienta al servicio de los ciudadanos y no como una herramienta de destrucción institucional.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Posiblemente triplicaba la tasa de alcoholemia permitida, lo cual la envalentonaba todavia mas

Jose Ramon dijo...

¿Que se puede esperar de la derecha
que solo govierna insulktando y engañando al pueblo?